02 octubre 2008

LOS DÓLMENES DE VALENCINA

MEGALITOS JUNTO AL GUADALQUIVIR

Hace unos cinco mil años las tierras en las que hoy se asienta el municipio de Valencina de la Concepción (Sevilla) debieron poseer un atractivo especial para los grupos humanos que, a comienzos del Calcolítico (la primera fase de la Edad del Bronce), se movían por este territorio del bajo valle del Guadalquivir. Tal vez fuera la calidad del terreno para la práctica de la agricultura. Quizás influyó la relativa proximidad al curso del río, cuya desembocadura se encontraba entonces muy próxima a esta zona. Probablemente se consideró el lugar como propicio para un asentamiento permanente, teniendo presente su ubicación en uno de los extremos de lo que ahora llamamos "cornisa del Aljarafe", una sucesión de colinas que se asientan sobre el propio valle del río y que, en consecuencia, facilitan el control del territorio. Casi con toda certeza debieron pesar todos estos factores al mismo tiempo.

Localización del dolmen de La Pastora. (Hacia 1500 a.C.). Valencina de la Concepción, Sevilla.

El resultado de todo ello fue que en Valencina debió concentrarse un importante contingente poblacional (teniendo presente, claro está, la época a la que nos referimos), del que han quedado numerosas evidencias en los abundantes yacimientos arqueológicos dispersos por el término municipal y sus alrededores: un poblado, fosos, silos, restos de cabañas, etc., que evidencian el asentamiento en la zona de un importante centro de poder territorial.
.
Ídolo placa e ídolo antropomorfo. (3000-2100 a.C.). Valencina de la Concepción, Sevilla.
Pero aquellas poblaciones dedicadas a actividades agropecuarias y que ya practicaban una metalurgia incipiente tenían también preocupaciones funerarias, como evidencian numerosos hallazgos de la zona, algunos de ellos de carácter verdaderamente espectacular. Probablemente desde antes de los inicios del segundo milenio antes de Cristo se empezaron a levantar en Valencina estructuras megalíticas que servían como lugares de inhumación colectiva. Las actualmente conocidas son abundantes y variadas, pero entre ellas destacan de manera muy especial los dólmenes de gran tamaño caracterizados por presentar una cámara o tholos de tendencia circular, precedida por un corredor que en algunos casos alcanza amplias dimensiones en cuanto a su longitud, superando los cuarenta metros. Destacan en este sentido los dólmenes de Matarrubilla (hacia 1800 a.C.), La Pastora y Ontiveros (ambos de hacia 1500 a.C,) y el recientemente descubierto de Montelirio. Por lo general se depositó a los cadáveres con sus ajuares en el corredor dolménico y en algún caso en la propia cámara y, tal vez, en distintos momentos.

Los sistemas constructivos emplados en estos gigantes de Valencina nos ofrecen un amplio repertorio de las técnicas de la arquitectura megalítica. Desde el empleo de ortostatos de gran tamaño, hasta el uso de mampostería de pizarra para levantar las paredes. Desde cubiertas adinteladas hasta la falsa cúpula lograda por aproximación de hiladas. En todos los casos, originariamente una superestructura tumular cubría la construcción, camuflándola en el paisaje.

Mesa de ofrendas del dolmen de Matarrubilla. (hacia 1800 a.C.).

De este modo, cuando el visitante se adentra en el profundo corredor del dolmen de Matarrubilla y, tras treinta metros de recorrido, alcanza la cámara que lo remata, tropezando casi con el monolito pétreo que se ha identificado como mesa de ofrendas, no puede dejar de reflexionar sobre el tipo de ceremonias que, hace más de cuatro mil quinientos años, realizarían allí aquellos seres humanos que en la penumbra del interior del dolmen lloraban a sus difuntos. El culto a los muertos. la creencia en la segunda vida.

Leed la excelente información que presenta en su página el Ayuntamiento de Valencina de la Concepción. Además, podéis descargaros en PDF este interesante artículo sobre las "piedras de la memoria", que analiza el fenómeno megalítiico en el suroeste peninsular. Finalmente, os dejo esta presentación que recoge algunas imágenes y datos sobre varios de estos colosos de Valencina.

Tags: ART

18 comentarios:

Ana dijo...

Una de las primeras lecciones de arte que aprendí en el colegio. Hoy pro hoy me sigue resultando fascinante.

Saludos!

Marina dijo...

¡Muy interesante el Blog! Y el video merece la pena verlo. Hasta mi padre lo vio conmigo (Es profesor de Geografia e Historia) ¡Yo soy Marina de Chipiona! No hombre, Marina de la clase de 3ºD. Estoy en su clase de HCR.
Bueno, pues ya sabe que me he pasado por el blog y que para mi asombro, ¡tiene muchas visitas! Hasta cuando yo estaba conectada había más de 9 personas online.
Bueno, espero que el blog siga recibiendo muchas más visitas. Me pasaré siempre que pueda.

¡Hasta las clases!

Juan Diego Caballero dijo...

Pues muchas gracias por tu opinión, Ana. A veces, lo que aprendimos en el colegio fue tan interesante que pasa a formar parte de nuestras vidas. Me alegro que te sucediese con estos dólmenes.
Saludos cordiales
JDC

Juan Diego Caballero dijo...

Marina, me alegra mucho tu visita (y la de tus compañeros, ésta un poco alocada). Espero que regreses por aquí otras veces y opines sobre lo que ves y lo que lees.
Saludos cordiales a ti y a tu padre.
JDC

Claudia dijo...

Hola profesor. Soy Claudia De Vicente (la que quiere ser forense). Me he pasado por aqui y me ha parecido muy interesante su blog. Posiblemente pase más veces por aquí. Ya nos veremos en la clase! Un saludo!!

Juan Diego Caballero dijo...

Hola, Claudia. Calro que sé quién eres. Gracias por tu visita y vuelve (y comenta) todas las veces que quieras.
Saludos cordiales
JDC

Anónimo dijo...

vaya mi***a de Sevilla, de Valencina y d todo...
Yo me lo tengo k studiar y no m hace ninguna gracias.
Es una mierda... Y me acabo d pelear con mis padres porke mañana tengo 1 examen...y no m se casi nada...vay aporkeria de historia...

Juan Diego Caballero dijo...

Mira, anónimo lector. Te harías un favor a ti mismo y a parte de la humanidad si dejases de estudiar bachillerato, que es un nivel no obligatorio. Déjalo y ponte a trabajar. Díselo a tus padres de mi parte. Y encima te peleas con ellos. Trabaja y te emancipas, veras que "fácil" te resulta todo.
Por lo demás, tus palabras escatológicas ya te descalifican y te recomiendo una rápida mejora de tu vocabulario tu ortografía y tu expresión.
Saludos cordiales
JDC

Andrés Trevilla dijo...

Enhorabuena por la entrada sobre los dólmenes de Valencina. Localicé este blog a partir de una búsqueda de Technorati. Buen montaje el realizado para presentar la información de los dólmenes.

Un saludo y ánimo para continuar con el blog.

Juan Diego Caballero dijo...

Hola, Andrés: muchas gracias por tu visita y tu propuesta de enlazar ENSEÑ-ARTE en tu blog sobre urbanismo en Valencina. Hace falta gente como tú que se preocupe de que el Aljarafe sea un lugar habitable y no sólo el vademecum de los adosados del mundo.
Saludos cordiales
Juan Diego Caballero.

Anónimo dijo...

Enhorabuena por el contenido y el enfoque de ésta página.
Realmente es una ayuda para que los escolares comprendan la importancia que para nuestra Historia y Cultura tiene este yacimiento arqueológico.
Está en nuestras manos, por eso conozcamos el legado para así quererlo y protegerlo entre todos.

Asociación Los Dólmenes
Amigos del Patrimonio Arqueológico de Valencina.

Juan Diego Caballero dijo...

Agradezco a la asociación "Los Dólmenes" de Valencina su visita a ENSEÑ-ARTE y su opinión sobre el trabajo que aquí se desarrolla. Saludos muy cordiales,
JDC

Anónimo dijo...

Hola profe: Soy Andrés, el jubilado. Me ha gustado mucho el artículo sobre Valencina. Hoy voy a visitar los dólmenes con mis hijas. Mi hija Marina ya va por los romanos, pero le gustan mucho los megapedruscos prehistóricos. Espero que regreses de Nueva York al menos en libertad condicional.Cuidado con los baches. Un abrazo.

Gustavo dijo...

Hola, llevo ya "nose cuanto" tiempo queriendo ir a ver los dolmenes de valencina pero no se por que parte de valencina están, espero encontrar el sitio idóneo para poder aparcar y verlos y grabarlos en vídeo. Un saludo cordial.

Juan Diego Caballero dijo...

Gustavo, dirígete a la Casa de la Cultura de Valencina. Allí hay una interesante exposición y ellos te llevarán a la visita. Saludos cordiales. JDC

Anónimo dijo...

me ha encantado el bolg, yo soy una estudiante de historia del arte y su espacio me ha servido mucho para profundizar mas en la cuestion de los dolmenes de valencina y los idolos etc.muchas gracias y un saludo

montse dijo...

Hola, soy una licenciada, aspirante(opositora) a ser profesora de Geografía e Historia, especialidad en Historia del Arte, y curiosamente creando mi blog sobre patrimonio, y buscando una imagen de Valencina(pueblo en el que vivo y del que me siento orgullosa) porque el que lucho desde hace muchos años , para conservar y difundir el patrimonio, y me alegra que sigue habiendo personas que hacen trabajos tan maravillosos y estupendos como éste y que valoran la riqueza patrimonial y artística de nuestra comarca y de nuestra comunidad.

De una humilde profesora que le queda mucho por aprender.

Juan Diego Caballero dijo...

A todos nos queda mucho por aprender. Es más, yo diría que afortunadamente, Montse. Gracias por tus palabras y saludos cordiales, JDC

Publicar un comentario en la entrada

GRACIAS POR VISITAR ENSEÑ-ARTE. RESPONDERÉ TU COMENTARIO A LA MAYOR BREVEDAD.

 

ENSEÑ-ARTE Copyright © 2011 -- Template created by Enseñ-arte -- Powered by Blogger